Empresas Estratégicamente Inteligentes – De la Definición a la Práctica

ByCarmen Ferreiro

Empresas Estratégicamente Inteligentes – De la Definición a la Práctica

empresas-estrategicamente-inteligentesEntendemos como empresas estratégicamente inteligentes, aquellas que tienen claro en todo momento cuál es su situación actual y la meta que pretenden alcanzar a largo plazo, de modo que toda la organización y los recursos de los que dispone están alineados para seguir el camino que se han trazado y obtener los resultados esperados.

Los continuos cambios en el entorno, así como la incertidumbre que esto genera, pueden hacer pensar que las estrategias no solo no se pueden seguir, sino que son difíciles de definir para un periodo de tiempo más allá de unos pocos meses. Pero no tener una estrategia claramente definida, o ser incapaces de seguirla, provoca que se pierda el horizonte de hacía donde se está dirigiendo la organización y que los integrantes de la organización empiecen a realizar esfuerzos en diferentes direcciones, provocando que no se alcancen los resultados deseados.

Las personas que cuentan con responsabilidad sobre la cuenta de resultados, y hasta cierto punto también las que están a cargo del área de Recursos Humanos, son las que tienen el privilegio de contar con una visión más global de lo que está aconteciendo y, por tanto, la posibilidad de detenerse y observar que está sucediendo alrededor y si todos los esfuerzos de la organización están enfocados en la misma dirección. Son por lo tanto las personas que deben ocuparse de definir la dirección de la compañía y analizar su situación y entorno, para poder formular e implementar la estrategia en las organizaciones y seguir su evolución y cumplimiento.

Pero, ¿cuáles son los conceptos clave sobre estrategia que todo cargo de responsabilidad en una organización debería conocer? A continuación se exponen éstos conceptos, y finalmente se explica cómo trasladar a la práctica dichos conceptos y procedimientos para que la estrategia sea lo más eficaz y productiva posible para el conjunto de la organización.

Empecemos por decir que, en esencia, estrategia es un proceso por el cual se determinan los objetivos  a largo plazo partiendo del estado actual, concretándose todo ello en planes de acción, asignación de recursos y asentamiento de prioridades que guían y dan sentido a la actuación del día a día.

Existen diferentes tipos de estrategia:
  1. 1. Estrategia corporativa: Define el ámbito de actuación de la empresa en términos de sectores y mercados en los que competir.
  2. 2. Estrategia de negocio: Se centra en cómo la empresa va a competir en una industria o mercado, estableciendo las ventajas competitivas que aporten el máximo valor a sus clientes.
  3. 3. Estrategia funcional: Asegura que cada área funcional actúe con toda la eficacia, flexibilidad y coordinación posible, aportando el máximo valor al resto de la organización.
¿Para qué sirve la estrategia en la práctica?

Los principales objetivos del proceso de planificación estratégica son:

  1. 1. Detenernos y adquirir una visión global del negocio y del mercado
  2. 2. Asegurarnos de que todos sabemos a dónde vamos
  3. 3. Medir la consecución de lo que nos hemos propuesto
  4. 4. Cohesionar el equipo y el resto de la organización
  5. 5. Orientar a las personas, apoyarlas y exigirles resultados
¿Cuándo resulta especialmente útil?

La estrategia es particularmente necesaria en las siguientes situaciones:

– Cambios importantes de negocio o de mercado – No se alcanzan los resultados esperados – Existen importantes diferencias de opinión entre líderes – Llega un nuevo líder de negocio o funcional – Hay falta de cohesión entre equipos
¿Cómo se alinean estrategia y planificación anual?

Los planes anuales son la traducción operativa del plan estratégico a 3-5 años. Los objetivos anuales requieren ser dotados de los recursos económicos y humanos reflejados en los presupuestos. En este sentido, las partidas presupuestaria reflejan la seriedad con que la organización se toma la ejecución estratégica y es que, lo que no está en el presupuesto no existe!!

¿En qué consiste la Planificación Estratégica?

La Planificación Estratégica es un proceso que se desarrolla en 4 etapas durante las que se tiene que pensar, desde el largo hasta el corto plazo, en todos los elementos que intervienen en su definición e implantación.

planificacion-estrategica-fases

 

ETAPA 1: DEFINICIÓN DE PRINCIPIOS:

La primera acción consiste en acordar, entre todas las personas involucradas en Proceso de Planificación Estratégica, cuáles van a ser los pilares fundamentales de la organización:

–   La Misión: captura de modo preciso la esencia del porqué una organización existe, respondiendo a cuestiones como:

¿quiénes somos?

¿por qué existimos?

¿qué hacemos?

¿qué pasaría si desapareciéramos?

¿cuál es nuestra razón de ser?

¿qué aportamos?

–  La Visión: define un estado deseable y alcanzable de modo aspiracional y motivador, dando respuesta a cuestiones como:

¿qué queremos alcanzar?

¿a qué aspiramos como organización?

¿qué nos gustaría oír sobre nosotros?

¿cuán lejos queremos llegar?

¿cómo describiríamos el éxito?

–  Los Valores: indican aquello que la organización considera importante en cuanto a cómo se hacen las cosas, respondiendo a cuestiones como:

¿en qué prácticas y actitudes creemos?

¿qué guías deben regir nuestros comportamientos?

¿qué aspectos éticos son importantes?

 

ETAPA 2: ANÁLISIS INTERNO Y EXTERNO

En esta fase se evalúan los aspectos clave para cumplir la estrategia. A continuación se presentan algunas herramientas sencillas pero de gran utilidad para realizar el análisis de forma global.

– DAFO: Ofrece una visión global de la situación de la compañía. Analiza tanto aspectos internos (debilidades y fortalezas) como externos (oportunidades y amenazas).

– PEST: Proporciona información sobre la posición de una empresa analizando los factores políticos, económicos, socio-culturales y tecnológicos que intervienen en su actividad.

– SCORE: Considera los recursos con los que cuenta la compañía, los recursos que necesitará, las opciones que tiene y los riesgos que implican, los resultados y consecuencias estimadas de cada acción llevada o no a cabo y la efectividad de los procesos.

– BM CANVAS: Facilita la definición del modelo de negocio y el alineamiento de todos los procesos para conseguir el cumplimiento de la estrategia. Se trata de una tabla que contiene todos los elementos que describen la oferta de valor de la compañía y los productos o servicios que comercializa, su infraestructura, los recursos necesarios para llevar a cabo su actividad, quiénes son sus clientes potenciales y los canales de distribución para acceder a ellos, además de las  fuentes de ingresos y financiación con las que cuenta la organización.

 

ETAPA 3: FORMULACIÓN DE LA ESTRATEGIA

A lo largo de esta fase se deben detallar que se pretende conseguir con la estrategia, definiendo:

Las Cuestiones Clave de Negocio… son todo aquello que debe considerarse para alcanzar la meta partiendo de la situación actual. Por lo general es la respuesta a la pregunta ”¿qué es importante para que nos fijemos en base al punto en que nos encontramos?”. Con frecuencia, las cuestiones clave de negocio tienen que ver con la industria, los clientes, el mercado, las normas, los empleados, las necesidades de organización, los procesos internos, las finanzas, etc. Se identifican observando el “contraste” entre la Meta, en el contexto de la Misión y Visión, y lo que se desprende del análisis de la situación.

Los Pilares Estratégicos… son las 4 o 5 cuestiones clave del negocio a las que la organización debe dar una respuesta precisa para asegurar su éxito.

– Los Objetivos Estratégicos… son objetivos de medio y largo plazo que una organización debe fijarse para abordar cada uno de los pilares estratégicos. Una vez formulados se pueden clasificar en las cuatro perspectivas de Norton y Kapplan: Financiera, Clientes, Procesos y Organización.

 

ETAPA 4: IMPLANTACIÓN DE LA ESTRATEGIA

Alcanzada esta etapa se deben establecer los instrumentos que permitirán trasladar la estrategia definida a la práctica:

Los Mapas Estratégicos…  que son una representación visual de los Objetivos Estratégicos definidos que ayudan a tener una visión de conjunto, evidencian la ausencia de aspectos importantes, permiten ver relaciones y sinergias entre objetivos y son una poderosa herramienta de comunicación.

– El Diagrama de Iniciativas y Proyectos… que incluyan tanto las iniciativas estratégicas (colecciones de proyectos y acciones fuera del día a día diseñados para ayudar a alcanzar objetivos estratégicos) como los proyectos estratégicos (esfuerzos colaborativos fuera del día a día destinados a contribuir al cumplimiento de los objetivos estratégicos con unos requisitos y espacio temporal predeterminados).

Los Objetivos Individuales… es decir, la asignación de objetivos de cada individuo de la organización con el objeto de contribuir al cumplimiento de los objetivos estratégicos y operativos.

Los Cuadros de Mando Integral… que recogen un conjunto de indicadores clave que permiten observar regularmente el cumplimiento de los objetivos estratégicos.

– Los Procesos de Gestión… que son el conjunto de actividades destinadas a apoyar, mejorar y asegurar la ejecución de la estrategia de manera coordinada con la ejecución del día a día.

Explicado todo lo anterior nos quedaría por responder, ¿Qué rol deben entonces jugar los cargos de responsabilidad en cuenta de resultados?

Pues sin duda el de facilitar que la organización cuente en todo momento con una estrategia de medio y largo plazo, bien definida y, sobre todo, bien comunicada al conjunto de la organización.

Y ello es así porque son los cargos de responsabilidad los que cuentan con la capacidad de observar a) cuando a nivel general se está siendo poco eficaz, b) cuando se actúa sin un rumbo claro y c) cuando la cohesión de los diferentes equipos es insuficiente.

Esta capacidad de observación permite a los cargos de responsabilidad diagnosticar el mejor momento para abrir un proceso de reflexión estratégica, liderándolo e involucrando a personas clave de la organización.


JUAN-MARCOS

Juan Marcos, Director del Área de Desarrollo Comercial, Estrategia e Innovación de Manum Consulting Group, profundizó en los conceptos expuestos en este artículo los pasados días 21 y 28 de Noviembre durante los Desayunos con Conocimiento que se celebraron en las oficinas de Manum Consulting Group. Estas sesiones están dedicadas a compartir conocimientos y experiencias sobre diversos temas de actualidad. Son  pues una oportunidad para estar al día, conectar con profesionales de otras compañías que afrontan retos similares y conocer a los consultores de Manum.

Si deseas participar en las próximas sesiones que organizaremos, suscríbete a nuestra newsletter mensual y te mantendremos informado.


 

Manum Consulting Group, como Consultoría de Facilitación Estratégica, asesora y acompaña a las compañías durante sus procesos de Planificación Estratégica aportando:

Estructura, proceso y seguimiento de las diversas etapas que forman la planificación estratégica

Visión exterior y experiencia en el ámbito estratégico

Independencia para plantear cuestiones críticas

Capacidad para identificar cuando se baja demasiado al detalle o cuando no se concreta lo suficiente

Experiencia en gestión de grupos y en dinámicas de trabajo bajo presión de tiempo y de obtención de resultados

La Propuesta de Servicios del Área Estratégica de Manum incluye:
1.- Facilitaciones Estratégicas
  • Acompañamiento de equipos directivos en sesiones de 2-3 días, en los que en base a un sólido protocolo de trabajo se desarrollan todas las etapas de un proceso de planificación estratégico.
2.- Programas de Visión Global
  • Impartición de “master classes” en reuniones de grupo o eventos e impartición seminarios de formación dirigidos a directivos de alto potencial.
3.- Programas de Coaching
  • Se trata de procesos de coaching dirigidos a desarrollar la capacidad de pensamiento estratégico a cargos de responsabilidad en situaciones de nuevas promociones, de llegada de cargos expatriados, etc.
 
Si quieres conocer más información sobre nuestras soluciones o qué podemos hacer para tu organización, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de atenderte:
93 240 23 30
info@grupomanum.com
www.grupomanum.com
passion-for-talent-development

About the Author

Carmen Ferreiro